Día 20.

¿Veinte ya? Como pasa el tiempo, ayer este era apenas un pequeño blog que hablaba de juguetes y prostitutas, verlo ahora tan crecido me hace sentir ambivalente: por un lado orgulloso de ver que encuentra su propio camino, por otro decepcionado de que nomas no se deja programar para publicar a mi gusto; la maldita rebeldía. Pero ya me buscará cuando lo ande buscando la poli.

Queda pendiente la segunda parte del tema del sábado. Las consecuencias de lavarse las manos.

Al haberse generado el primer gran avance medico en… uff, casi toda la historia de la humanidad, porque seamos sinceros, antes de ello se avanzaba de a poquito en poquito, se mezclaba con religión, magia o racismo de su punto de origen y simplemente se daban dos pasos para regresar uno, dar vuelta a la derecha para posteriormente quemarse en la hoguera. ¿Sabia usted que hasta el siglo XIX seguía siendo aceptado que lo que causaba la enfermedad eran miasmas? ¿tambien sabia que en China desde la edad media ya existía una especie de vacunación efectiva contra la viruela? consistía en agarrar la purulencia de los enfermos, secarla y soplarselo en la nariz a la gente sana. Y servia. Insuflación de la enfermedad. ¿Sabia usted que por las mismas fechas mas de la mitad de la población indígena en México murió de viruela? Solo soltando ese dato al azar, pues a occidente esos conocimientos llegaron como doscientos años después y tardaron otros cien en agarrar distribución.

Y seguíamos jodiendo con los miasmas. Por lo menos ya no era castigo de dios o demonios. Bueno, hasta la fecha en algunos lugares se sigue estilando eso…por la radio escuché el otro día un comercial de unas pastillas para curar el pene corto (lo juro). También tirando ese dato al azar, soy bien disperso.

Pero bueno, hacia el siglo XX con una sociedad lentamente descubriendo la medicina, avanzando poco a poco en la seguridad social y creando lazos afectivos intergeneracionales, pues todo mundo comenzó a vivir mas. Quien dice mas, también mejor. Quien dice mejor, igualmente en mayor numero. Como buenos humanos que somos, nunca miramos al futuro. En cosa de un siglo pasamos de ser poquitos, mil millones a menos poquitos, siete mil millones.

Ni idea de como representar ese numero en algo comprensible. Quizá pensando que si cada ser humano toma dos litros de agua al día (con lo que incluye la comida), eso da 14,000,000,000 litros de agua al día y el Lago de Patzcuaro tiene 580 millones de metros cúbicos de agua con cada metro cubico de agua equivale 1000 litros… eso nos da….580,000,000,000, lo que equivale a un montón de números grandotes. Yep, así es mas comprensible.

O, que cada 41 dias consumimos el equivalente al lago de Pátzcuaro en agua solo en lo que se refiere a mantenernos con vida. Lo bueno es que el punto limite estimado de agua potable existente en el mundo, tomando en cuenta los ciclos de agua, la potabilización y distribución de la misma está para aproximadamente doce mil millones de personas. Claro, dicho dato es un estimado, sin tomar en cuenta la industria, la ganaderia, bajarle al baño y cosas similares. Afortunadamente tardamos solo 100 años en darnos cuenta que la población estaba creciendo de manera imposible, se calcula que para el 2020(o 27) seremos ocho mil millones y de ahí empezará a reducirse gradualmente.
¿No resulta fascinante que a pesar de que hace 50 años podemos tener sexo como conejos sin necesidad de reproducirnos, seguimos aumentando la población? Bueno, se le hecha a culpa al tercer mundo, por su retraso educativo, tecnológico y social. Países como la India, China o Nigeria podrían habitar solitos planetas sin problemas, Haití tiene diez millones en un espacio de la mitad de el estado de Michoacán, en una islita que no tiene para darles de comer, mucho menos opciones de diversión que no sea fornicar sin condón. Puede que la ciencia, la higiene y la medicina sean los principales motores de nuestra existencia moderna, pero creo que no estamos a gusto a menos que alguien muera de disentería o por una septicemia al dar a luz.
Las cuales se pueden prevenir lavándose las manos.

(Denle click en la imagen para agrandarla)

“De las vacas nace el amor”

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s